La militante política, social e incansable luchadora por los derechos de niños, jóvenes y mujeres, falleció el 3 de diciembre de 2015. Era diputada provincial por el Justicialismo, vicepresidente 1° de la Cámara de Diputados del Chaco y titular de la Comisión de Tierras de este Poder.

Bettina, como la llamaban sus allegados y se la conocía cariñosamente, fue una mujer destacada en la política local y supo ganarse ese lugar por su trabajo comprometido durante años en el área social y sanitario de la ciudad. De joven, desempeñó una importante labor comunitaria desde el barrio Santa Inés, donde vivió Beatriz y en donde actualmente su legado continúa  a través del Centro Mujer “Bettina Vásquez”. Institución que creó y desde la cual bregó por defender y contener a madres, niños y jóvenes de menores recursos y brindar un espacio para que puedan aprender oficios y concientizarse sobre diversos temas de salud y prevención.

Madre del intendente electo de Resistencia, Gustavo Martínez, su memoria y compromiso con el que menos tiene es recordada en cada ocasión por el referente Justicialista que resalta a “Bettina Vásquez” como ejemplo de compromiso social, militancia por los más vulnerables, dignidad, calidad humana y humildad.

Como legisladora provincial, su mirada siempre estuvo puesta en impulsar cambios para estos sectores y es por eso que trabajó en temas como salud, educación, y trabajo. También, y desde la Comisión de Tierras, se ocupó de las demandas más urgentes de la comunidad como lo es garantizar el derecho a una vivienda.