La audiencia tuvo lugar ayer a la mañana. Un día antes había declarado la víctima, quien dio detalles del hecho y ratificó que fue violada por los dos policías imputados

Los dos agentes de Policía que están detenidos tras haber sido acusados de violar a una joven de 18 años prestaron declaración indagatoria en los Tribunales de la provincia, en el marco de la investigación que lleva adelante el juez Penal N° 1 Rubén Spessot.

Ayer, en horas de la mañana, los imputados fueron trasladados desde su lugar de detención a los tribunales de la calle San Martín y Saavedra, y llevados posteriormente al Juzgado de Instrucción y Correccional N° 1, donde dieron cumplimiento a la diligencia procesal ordenada por el magistrado para seguir avanzando con la causa judicial.

Ambos están imputados del delito de abuso sexual con acceso carnal, por un hecho ocurrido el pasado sábado 13 de julio y denunciado horas después por la víctima, una joven oriunda de la localidad de Palo Santo, en el interior provincial.

La declaración brindada por los policías fue un paso decisivo en la marcha del expediente judicial. Durante más de una hora dieron su versión de los hechos, en el marco de una audiencia de la que participaron la fiscal del caso y los abogados de los imputados.

A partir de ahora, el juez Spessot tiene el plazo legal de diez días hábiles para resolver la situación procesal de los dos policías imputados.

Testimonial

El jueves, prestó declaración testimonial la víctima. La joven contó la pesadilla que le tocó vivir la noche del sábado 13 de julio cuando concurrió al inquilinato del barrio Divino Niño (ex -La Colonia) donde residía uno de los policías acusados, un hombre de 20 años a quien meses antes había conocido a través de la red social Facebook, siendo este el primer encuentro y contacto personal con el muchacho.

Dio detalles de lo padecido y pudo hacer un relato pormenorizado desde el momento en que se vinculó con el agente de Policía, las conversaciones posteriores vía Internet y todo lo ocurrido en la noche en la que, según ratificó, fue brutalmente violada por su “amigo” y por otro agente de Policía que también participó en el hecho. En varios pasajes de su declaración, la joven estalló en llanto visiblemente quebrada al recordar el horror que le tocó vivir.

Según el relato de la víctima, ese sábado por la noche acompañó al cadete de Policía hasta el pequeño departamento que donde residía en un inquilinato de varias piezas ubicado en avenida Avellaneda y Pacífico Scozzina. Allí esperaban otros dos camaradas de la misma fuerza. Luego de un rato, uno de ellos se retiró del lugar y dejó sola a la joven con sus compañeros.

Según los términos de la denuncia, ratificada el jueves ante el juez de la causa, por lo avanzado de la hora, la mujer manifestó su deseo de regresar a la casa de sus tíos donde estaba parando.

Pero la voluntad de la joven no sólo no fue cumplida por sus captores, sino que éstos arremetieron con violencia obligándola por la fuerza a permanecer en el lugar, para luego consumar el delito.

Finalmente, logró escapar del lugar y luego de caminar algunas cuadras encontró ayuda en unos vecinos de la zona, que la contuvieron y asistieron, hasta que llegó la Policía.

En ese ínterin, la joven, que estaba alterada y en estado de shock, habría recibido varios mensajes y llamados de los acusados, pidiendo que no hiciera ninguna denuncia por lo sucedido.

Después fue llevada al Hospital de la Madre y el Niño, donde recibió asistencia médica y fue examinada por forenses judiciales convocados al efecto. En el lugar de los hechos, la Policía secuestró sábanas y otros elementos que fueron examinados por peritos del Poder Judicial, del mismo modo que la ropa que tenía puesta la joven esa noche.

Los dos policías detenidos prestaban funciones en el Destacamento Desplazamiento Rápido de la Policía provincial, y además de la causa judicial, también enfrentan un sumario administrativo dentro de la fuerza, habiendo sido separados de sus funciones encontrándose actualmente en situación pasiva (es decir que dejaron de percibir el sueldo).