Un dato al menos llamativo se da este fin de semana en Corrientes con tres hechos en los cuales hay una persona muerta: en todos ellos los principales sospechosos son padre e hijo

La extraña trilogía comienza con lo ocurrido con el canillita muerto en un choque. Luego, se informó sobre dos asesinatos en el interior (Santo Tomé y Paso de los Libres) y en ambos, padre e hijo son los principales involucrados.

La muerte de Tini

Si bien Mateo ‘Tini’ Alarcón (canillita) murió en un siniestro vial,  padre e hijo de apellido Blanco, están detenidos y deberán afrontar un proceso por ‘homicidio’.

Las contundentes pruebas determinarían que ambos no solo que mataron el trabajador sino que lo abandonaron y hasta intentaron esconder pruebas.

Padre e hijo habían salido a festejar el cumpleaños del joven y están acusados de haber protagonizado el siniestro que terminó con la muerte de Alarcón  de 62 años.

La carátula está enmarcada en homicidio culposo agravado y abandono de persona por haberse dado a la fuga y fueron detenidos en el cruce entre calle Héroes Civiles y Avenida Teniente Ibáñez.

En Santo Tome

En Santo Tomé un hombre de 50 años murió luego de que recibiera una feroz golpiza por parte de dos sujetos. Los agresores le golpearon con una madera de espinillo en la cabeza de la víctima, que fue identificada como Claudio Pérez.

Los responsables del crimen  huyeron caminando del lugar, pero a las pocas cuadras fueron detenidos por efectivos policiales de la comisaria Primera que habían sido alertados por los vecinos.

El mismo medio también publicó que uno de los autores del asesinato reveló ser el responsable de la muerte de Pérez. Esa confesión la hizo cuando los uniformados le preguntaron si sabían lo que había ocurrido y donde fue la gresca. El otro participe es un menor de 17 años, quien también fue aprehendido junto con su padre a quien lo identificaron con el apellido Gómez, de 73 años de edad.

En Paso de los Libres

El otro hecho de sangre ocurrió en la zona de Palmar, cerca de Paso de los Libres. Allí fue hallado un anciano de 84 años y el escenario del hecho fue macabro: sangre, elementos para golpearlo, y detalles que dejan entrever que el hombre fue torturado antes de perder la vida.

Por el hecho buscan a dos personas de apellido Fernández (Adrián y Gerónimo) que son padre e hijo.

Ambos están prófugos, pero hay pruebas contundentes en su contra.

 

Radio Dos